Y tú, ¿conoces los derechos y obligaciones que tienes como consumidor?

Primero que nada, por si te lo has estado preguntando, vamos a definir qué es un consumidor. Según la RAE (Real Academia de la Lengua Española), un consumidor se puede definir como “aquella persona que adquiere productos de consumo o utiliza ciertos servicios”. En un sentido más amplio, lo definimos como una persona u organización que consume bienes o servicios, que los productores o proveedores ponen a su disposición en el mercado y que sirven para satisfacer algún tipo de necesidad.

En este sentido, todos somos consumidores en algún momento de nuestra vida, sino es que lo somos todo el tiempo. El consumidor es una parte vital para el desarrollo de las economías, pues se convierte en la etapa final de cualquier proceso de producción, y siempre busca obtener algún tipo de satisfacción por medio de transacciones (ej. dinero, acciones, etc.).

Sin embargo, fuera de las necesidades básicas que nos obligan a adquirir productos o utilizar servicios, rara vez nos detenemos a razonar antes de consumir. Se han expuesto teorías actuales en donde se habla de que muchos de nuestros consumos dependen de la mentalidad con la que tomamos la decisión de compra, pues en muchas ocasiones, especialmente en este mundo capitalista, las decisiones se toman para satisfacer deseos y no necesidades, sino únicamente por el placer momentáneo que nos brinda esa sensación.

Imagen: “The Logistics World” (2022)

Por lo que es importante fortalecer nuestra educación como consumidores responsables, pues es importante cuidar nuestras finanzas y ser conscientes de la medida en que consumimos. 

Ahora bien, como parte de esta educación es conveniente que conozcamos los derechos y obligaciones que nos competen para promover una cultura de consumo responsable.

En México, los consumidores están protegidos por la Ley Federal de Protección al Consumidor. En el primer artículo de esta ley se reconocen como principios básicos de las relaciones de consumo:

La protección de la seguridad, vida y salud del consumidor, el derecho a la educación y divulgación, el derecho a la información, el derecho a la efectiva prevención y reparación de daños, el acceso a órganos administrativos, y el derecho a la protección de los intereses económicos del consumidor.

Con base en esta ley, la Profeco reconoce al consumidor siete derechos: a la información, a elegir, a no ser discriminado, a la protección, a la educación, a la seguridad y calidad, y a la compensación.

Imagen: Secretaría de Economía (2012)

Desafortunadamente, el reconocimiento de estos derechos es limitado, no sólo entre los mismos consumidores, sino también entre los productores y proveedores. Por ello es importante reforzar el conocimiento de nuestros derechos y aprender a usar eficientemente nuestros recursos.

Por otro lado, también tenemos algunas responsabilidades como consumidores, que al mismo tiempo nos permiten alcanzar un nivel de consciencia social. Algunas de las obligaciones que tenemos como consumidores son:

  • Propiciar y ejercer el consumo racional y responsable de bienes y servicios.
  • Preocuparte de no afectar el ambiente mediante el consumo de bienes o servicios que puedan resultar peligrosos en ese sentido.
  • Evitar cualquier riesgo que pueda afectar tu salud y vida, así como la de los demás, por el consumo de bienes o servicios lícitos.
  • Informarse responsablemente de las condiciones de uso de los bienes y servicios a consumirse.

Para ser un consumidor responsable, debemos mantenernos informados y actualizados no solo sobre las problemáticas sociales, ambientales y económicas que afectan a nuestro país, sino también en los derechos y obligaciones que nos competen para aportar nuestro granito de arena.

Por ello, ponemos a tu alcance algunos consejos que puedes tener en mente siempre que vayas a consumir:

  1. Encuentra el equilibrio entre tus necesidades ilimitadas y tus recursos limitados.
  2. Prioriza tus necesidades reales y satisfacerlas con el mínimo de recursos.
  3. Tú eres el generador más importante de tu desarrollo económico y el del país, preserva tu mente, tu cuerpo y tu entorno.
  4. Cuida cada centavo que llegue a tu  bolsillo, recuerda que el ahorro es la base para cumplir metas financieras.
  5. Planifica tu tiempo, ten presente que es el recurso no renovable más valioso.
  6. Sé creativo, genera cambios positivos permanentes en tu vida.
  7. Adquiere productos que sean amigables con el ambiente en todo su ciclo de vida, considerando los procesos de: elaboración, transporte, durabilidad, y residuos que dejará al terminar su vida útil.

Redacción: Jessica Landeros.

Portada: Omar Saucedo.

Publicación: Omar Saucedo.

Referencias:

Diccionario de la Lengua Española. (2021). Real Academia Española. 

El poder del consumidor A.C. (s.f.) Los derechos del consumidor. El poder del consumidor. Recuperado el 26 de abril de 2022 de https://elpoderdelconsumidor.org/los-derechos-del-consumidor/ 

Procuraduría Federal del Consumidor. (2012). Economía para todos: Tus obligaciones como consumidor. Secretaría de Economía. Recuperado el 26 de abril de 2022 de: http://www.2006-2012.economia.gob.mx/economia-para-todos/buen-consumidor/protegete/1974-tus-obligaciones-como-consumidor 

Publicado por ecolidergto

Somos un colectivo de jóvenes trabajando en pro del medio ambiente. Sé parte de nuestra comunidad y que el mundo se enteré que los mexicanos estamos trabajando juntos, porque JUNTOS HACEMOS LA DIFERENCIA.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: